Lo que tienes que saber si eres madre y quieres emprender.

Eres madre y quieres emprender. No te preocupes, lo puedes hacer perfectamente. Si, lo sabemos de primera mano. Este tercer aniversario de RosBags nos ha puesto a recordar nuestros primeros pasos en esto de lanzar tu propio negocio.

Sabemos que  puedes ser madre y todo lo que se te antoje, sencillamente porque eres persona. Y las personas, indistintamente de su género y condición, si algo quieren y así se lo propone, lo consiguen.

La cuestión es que nada es  gratis. Todo requiere esfuerzo, dedicación, constancia. Y una buena dosis de paciencia y capacidad de aprendizaje. Esto último no es otra cosa que “levantarte cada vez que te equivocas”.

Hay que aprender a delegar, a organizar el tiempo… a respirar cuando posiblemente quisieras gritar. Si, porque hay que compatibilizar el ser madre y empresaria; los niñ@s con las actividades que te impone tu proyecto profesional y viceversa. Tu calendario debe tener espacio para todo y tod@s.

Pero aun así, es fascinante poder dedicarte a lo que te gusta, a lo que vibra con tus valores y metas. Vivir de lo que te completa y te saca una sonrisa día a día, al final vale la pena.

rosbags.com-blog-madre-emprendedora-pixabay-bolsos-bebe-mujer-hijo

¿Hay que hacer malabares?. Posiblemente. Dependerá de cómo te organices.

Desde nuestra experiencia, tienes que, entre otras considerar los siguientes aspectos:

Dedícate a lo que de verdad de apasiona. Eso hará que en los momentos “menos buenos” no tires la toalla a la primera de cambio. Emprender no es una carrera de velocidad, sino de fondo. Esto nos lleva al punto 2.

Ten muy claro cuales van a ser los gastos que tendrá tu negocio y sobre todo cuales son los gastos que tienes tu en tu vida diaria. Las facturas de fin de mes tienen que estar cubiertas y además has de tener la capacidad de sustentar tu negocio mientras despega. Sea un negocio off line u online, hay gastos fijos que atender. Eso te lo aseguramos de primera mano.

Ten un lugar donde trabajar, que no tenga que ver con otra área común de la casa. Necesitaras desconectar en algún momento de la cotidianidad de la casa para centrarte en tu negocio. Está claro que lo maravilloso de trabajar desde casa es poder estar mas tiempo con tus hij@s, pero al final, la realidad es que tendrás de ocupar algo de tiempo de forma individual para atender tu proyecto profesional.

Ponte un horario. Si. Esto te ayudará a maximizar el tiempo que cuando eres madre, sobre todo de niñ@s pequeños,  es bastante limitado. Y debes ser disciplinada y a la vez flexible. ¿Suena incongruente, verdad?. Pero es así.

Atenta a las redes sociales. Son necesarias, sobre todo si tu negocio es online. Pero ten cuidado. Si no planificas el tiempo que dedicas a esta función, al final estarás siendo poco eficiente y perdiendo un tiempo valioso que segur necesitarás para otras cosas relacionadas con tu negocio.

Esperamos que estos cinco tips te ayuden a relajarte un poco y a continuar con tu rutina de madre y emprendedora de forma fluida y feliz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *